La empresa presenta su línea de cámaras de seguridad e inteligencia, más sencillas de usar y con mejor calidad de imagen. Funcionan las 24 horas del día y su instalación es muy simple.

Las características técnicas de estas innovaciones son:

Cámaras IP 3000i:

Diseñadas para obtener imágenes de alta calidad, rendimiento las 24 horas e inteligencia integrada.
Instalación simplificada: Montaje y cableado en tres sencillos pasos, sin «pigtail», con mayor protección frente a la entrada de agua y compatible con accesorios modulares.
Todos los modelos para exteriores resisten fuertes impactos y condiciones meteorológicas difíciles.
Aseguran la seguridad de los datos.
Reducen la tasa de bits en un 80%.
Los modelos son: FLEXIDOME IP micro 3000i, FLEXIDOME IP 3000i IR, FLEXIDOME IP turret 3000i IR, DINION IP 3000i IR.

FLEXIDOME IP starlight 8000i:

Máximo nivel de detalle.
Carcasa resistente: soporta condiciones meteorológicas difíciles e impactos fuertes. Cuenta con diversos certificados de garantía sobre su resistencia.
Excelente calidad de imagen: disponible en tres resoluciones para proporcionar el nivel de detalle que sea necesario.
Video Analytics para brindar alertas fiables incluso en condiciones meteorológicas extremas. Gracias a su resistencia a las vibraciones y análisis del contenido a grandes distancias.
Instalación que permite ahorrar tiempo: mediante un conjunto unificado de accesorios y una puesta en marcha remota gracias al módulo inalámbrico integrado en la cámara.
Seguridad de los datos asegurada.
Reducción de la tasa de bits en un 80%.

Con la nueva generación de cámaras Bosch los usuarios pueden confiar en niveles de seguridad máximos para aplicaciones críticas, gracias a las resoluciones de hasta 4K ultra HD con funciones para entornos de poca luz, rango dinámico y el Intelligent Video Analytics integrado.